Friday, April 10, 2015

Jardines de besos






Jardines de besos




Imagen



En libertad camino los mágicos jardines
para observar el color de los sembrados besos,
que alguna vez la boca diera a su origen
como jardinera apasionada del momento.
Fueron semillas fantaseando sus colores
solo con el tibio roce del deseo;
entusiasmo del amor irresistible
que germinara el misterioso tiempo.

Algunos grises resisten infantiles,
casi agostados por haber sido los primeros,
otros marrones se perciben infelices
con la pulpa del dolor al descubierto,
me han sentido al pasar y todavía gimen
su impulso adolescente en devaneo.
Están los rosados erguidos en el aire,
contoneando su aroma como pétalos,
se acercan coquetos e insinuantes
como si quisieran mis labios de regreso.
En los verdes veo a la esperanza que reverdece
las cultivadas sonrisas y los típicos gestos
que conservaran de aquellos amores,
que el amor sellara con el silencio.
                    

Éstos, con presencia aún tangible,
con el color naranja de los otoños en paseo
conservan el sabor de las primaveras felices,
aunque cayeran de golpe con el atravesado invierno.
Y los rojos… fragantes, como artesanos de temblores
parecen tallados en el viento con el calor del fuego,
se sostienen simbolizando el suntuoso arte
de los amantes que logran surcar 
la huerta de los sueños.
Mas los plateados, los que provocan 
este rocío en mis ojos,
porque han caído como hojas cristalizadas en el suelo,
son los que vengo a ver por algún motivo cada tarde,
pues aún no sé porqué ellos mismos 
se sembraron en el hielo.


http://www.mundopoesia.com/foros/
temas/jardines-de-besos.457619/



Imagen


Nancy Santiago Toro
Derechos reservados©


Imagen

Una caravana de versos







Una caravana de versos





Imagen




Y era yo hacia lo que aún no vemos,
desde la mirada de mi avezada casa,
me decía adiós el incansable perro,
sembrando un eco en mi garganta,
donde se atascaba un llanto de terruño
que con atiplado dolor me acariciaba.
Seguía y las ventanas del silencio
parecían que a mil kilómetros gritaran
y ni hablar de lo que dejé adentro,
aquella fuerza de un “no te vayas”
que partía en dos pedazos a mi pecho,
uno quedaba en un desierto,
el otro en una mar salada
y se desprendía aquel trayecto
que agrandaba la distancia.



Caminé y hallé una caravana de versos
amontonando un bullicio de palabras,
me acerqué y fue mágico el momento
al decidir que seguirían mi marcha
en las policromas primaveras,
valles sedientos, en laberintos de soledad,
en ríos de escarcha,
en la profundidad del tiempo,
pantanos de olvido
y en los pasadizos de ensueño
donde se acurruca el alma.
Los vestí con el sabor de la experiencia
la luz del objetivo, etapas de vida,
con aromas de nostalgias,
con fracturadas derrotas,
con el brillo de los sueños
y con las flamantes victorias
que al rato se apagan.
Llené la masa de su sentimiento
con la pena, la alegría, la esperanza,
el calor del fuego, el amor pleno
el grito de la rabia, la traición,
y la transparencia de una lágrima.
Les di forma con el molde de la rima
al ritmo que en el corazón se forja
y así fue que los hice míos
para que no fueran peregrinos
en la absoluta nada…



Y solo para ser en ti
el cuerpo de un poema.



http://www.mundopoesia.com/foros/temas/una-caravana-de-versos.457271/





Imagen






Nancy Santiago Toro
Derechos de Autor©






Imagen



Imagen



Luz y sombra








Luz y sombra





Imagen





Llegaba como una luz enmascarada,
con la niebla del tiempo en su trayecto;
tenue fulgor que revelaba donosa audacia
cual sonrisa de humo que perfila el fuego.
Sobre la página de pavimento, una luz mansa,
noctívaga, mas solapando su paso negro,
convocaba al mirarla a la plenitud del alba
sobre el paisaje arrastrando su claro movimiento
para ofrendarse como merienda de la noche,
como un rayo noctámbulo ansioso de receso,
penetrar como fogonazo fatigado en los detalles,
hasta alcanzar el aro del alma desde adentro,
y columpiar su expresión de iluminada lámpara
para luego agonizar en un sepulcro de silencio.
Y así de ese fárrago de cenizas engendrarse
como lo hace el bosque quemado al germinar de nuevo,
mas con el mismo ensayo nebuloso de las opacas luces,
las que llevan las sombras de vida sin carne y hueso.



http://www.mundopoesia.com/foros/temas/luz-y-sombra.456984/




Imagen





Nancy Santiago Toro 
Derechos Reservados©





Imagen