Monday, March 30, 2015

Es el manto de amor bajo la luna










Es el manto de su amor bajo la luna





Imagen





Es el manto de su amor bajo la luna,
lo tejió con las fibras de su corazón amante
y abruptamente lo lanzó de punta a punta
sobre la lucia piel que moldea mi carruaje.
Logró hilvanarlo con pasión de literatura,
con esas letras que revientan en la sangre
y al movimiento encelado de su pluma
con cien suspiros las enhebró en el aire.
Para atrapar mi gran hambre de lectura,
tapar con ternura las grietas de mi carne,
saciarme con su inspiración más pura
y hacerlo sobre mi desnudez el único ropaje.
En su textura bordó algunas hebras de locura
con un paisaje de amor sobre una tarde,
y que hermosa su grandeza sobre mi cara
al sentir que me besaba la luz de su romance.
Pespunteó lucidas ilusiones a la costura
con la rica seda que seduce el viaje de la noche,
esas que la penumbra sabe mantener ocultas
para que no caigan infaustas por la calle.
Antes de soltarlo, rozaba una cellisca barahúnda
y quiso rematar algunos disgregados bordes,
encontró unos retazos sueltos de amargura
y los ató al final de su ansiado embaste.
Y cayó infinita su intensa vestidura
al arrojarlo sobre mi amor y sus cantares,
y hoy lo cargo como reliquia absoluta,
porque cubre esta fría tristeza que me parte.




Imagen



Nancy Santiago Toro
Derechos de Autor©




Imagen




Gracias amor...







Gracias amor…





Imagen




Por hacer tu voz intensa como algazara
al apañar mi llamado en el aire con un beso
y fabricar una colmena con la miel de mis palabras,
al guardarlas como latidos en la ánfora de tu pecho.
Por los collares de sonidos que me acercas con el alma,
los que quiebran los pesados cristales del silencio
y transformar en hilarante fiesta a la dormida nada
al regalarme parte de ese espacio en mágicos momentos.
Gracias por llevar mi nombre escrito en la esperanza
y repetirlo con devoción en cada paso del trayecto,
por mandarme esos versos como rosas de mañanas
para que los siembre como promesas en mi huerto.
Gracias por abrir de par en par la puerta de tu mirada
y mecerme plena en la ola de su movimiento,
afirmándola como puente en nuestra distancia
para existirnos… para vernos.


Gracias por ser la luz rutilante amarrando sombras
o el faro del rumbo que me guía por el tiempo
y por arrancarle los músculos a la ferina niebla
cuando trata de bloquear y atrapar los sueños.
Gracias por ser mi fiel lazarillo en esta lumínica ruta
cuando los amartelados sentidos en tropel de ciegos,
caen amontonados en las malezas taciturnas
y tú las levantas con solo elevar tu fervoroso rezo.
Gracias amor por acercarte cada día a mis mañanas
y por conquistar mi camino, aunque estés lejos.
¡Gracias amor por quererme como te quiero!


http://www.mundopoesia.com/foros/temas/gracias-amor.443889/






Imagen



Nancy Santiago Toro
Derechos Reservados©




Imagen



Si tu soledad te deja









Si tu soledad te deja





Imagen






Si tu soledad se agiganta
hasta el inmenso firmamento,
fantaséame a tu lado,
sumérgeme en el silencio,
captura el brillo de una estrella
y mi cuerpo en su reflejo,
séllame en el deseo de tus ojos
y bésame tu afecto.
Si tu soledad me quiere
en tu nostalgia como arpegio
de recuerdos obstinados
expresando los momentos,
enciérrame en tu mente
y encadenada al sentimiento,
que un ovillo de nuestras pieles
ruede en desespero
en la hondura de los sentidos,
por la calvicie del tiempo.
Y que sea tu caricia
como el relámpago en el cielo,
en diafanidad insondable
mas con el tacto enérgico
y escucharás mi latido
como el clamor del trueno.
Yo seré la brisa constante
en tu desierto mudo,
con los murmullos íntimos
del amor eterno.
Si tu soledad caprichosa
me cierra todos los accesos,
simplemente atrápame
en la seducción del viento,
quizás sea esa hoja bailarina
con ardiente coqueteo
o el papel solitario que besó
tu zapato y desmayó en el suelo
o esa chispa que cayó en tu ojo
porque te envié un te quiero.
Si tu soledad advierte
que mi compañía es tu deseo,
ámame con las ganas que tiene
la noche por el sueño,
sin barreras, restricciones,
desde afuera hacia adentro
y arrúllame como el rocío al nardo,
en tu mullido pecho
para amanecernos juntos…
Imagen


Nancy Santiago Toro
Derechos Reservados©




Imagen