Saturday, May 2, 2015

¡Qué delicia!

Imagen



¡Qué delicia!


Imagen


Si ya recorren mis rosas carnales
con el almíbar del deseo
y se anudan mis pétalos a su melífico aroma,
cuando su placer los muerde como si fueran dedos,
aquí, donde se liberan olores de raíces libres
que dejan la palpable humedad en mi suelo.


¡Qué delicia!, que mientras te quieras apoderar
de mis versos con tu insistencia
y de la dulzura de mi piel en cada encuentro
con un festival de emociones en la entrega,
con ese baile de la lengua que los dos sabemos,
entre una furia de latidos que se desatan
al unísono para llenar con su grito al viento.

¡Qué delicia!, que vacíes tu boca por mi rostro,

con los besos nómadas que para siempre quedan
y sentirte invisible mío, con tus gestos y palabras
como si brotaran hojas nuevas de troncos muertos.
Como si las ramas allegaran aquella
tos seca de tu garganta,
la que arboricida pretendía 
para mis oídos un canto nuevo.
¡Que delicia!, saborear del mismo 
fruto una y otra vez
colgado de tu espacio, 
con las reaparecidas semillas negras
y la corteza cuarteada que hoy ya puedo ver.

¡Qué delicia!, que hoy bajo este sol del mediodía
existan otros rayos ardientes reposando sobre mí.


¡Qué delicia!




Imagen

Nancy Santiago Toro
Derechos Reservados©


Imagen

No comments:

Post a Comment